LA CONTRA-REFORMA LABORAL Y PENSIONAL (Un nuevo despojo capitalista contra el pueblo asalariado)

Cada nuevo Presidente que ocupa el solio de Bolívar, consigo trae un portafolio oculto de compromisos adquiridos con los grandes Grupos Financieros nacionales y transnacionales. Como: 1) reformas fiscales para exonerar a los ricos del pago de impuesto; 2) gravar más al pueblo con cargas que aumentan los impuestos vigentes y creación de nuevos; 3) imposición de contra-reformas reaccionarias de carácter laboral y pensional; 4) abolición de subsidios para el pueblo; 5) El incremento de la militarización y represión oficial, para que las masas atemorizadas no se manifiesten con acciones de protesta.

La contra-reforma fiscal, pomposamente llamada “Ley de Financiamiento”, la impuso (por mayoría) el Congreso fraudulentamente y la Corte Constitucional al final (por mayoría), la declaró inconstitucional. No cedió a las presiones del Consejo Gremial Nacional “CGN”, el presidente Duque, el FMI, BM, OCDE, OMC, etc.

El mencionado CGN, condicionó el apoyo económico, político y electoral, al candidato Duque, a la implementación legal de lo que llamaron “Plan de Reactivación Económica”. Dentro de las exigencias, contemplan la contra-reforma laboral y la pensional.

Personas versadas en estos asuntos, aseguran que entidades del CGN ya elaboraron los proyectos de las dos (2) contra-reformas citadas y fueron entregadas a funcionarios del gobierno. Este proceder, no es de extrañar, pues obedece a una de las formas utilizadas por el CGN para imponer la política económica del país, en beneficio propio de sus actividades y negocios.

_20191017_200131La prensa nacional informó el 1° de octubre de 2019, la presentación de sendos proyectos de ley, por parte del senador fascista Álvaro Uribe Vélez y el representante León Fredy Muñoz. Es probable que el gobierno de Duque presente otro proyecto y el Congreso los acumule para la discusión y aprobación. En todo caso, noticias e hipótesis aseguran que los proyectos contienen, entre otros aspectos, los siguientes:

01 Reducción de la jornada laboral de 48 a 45 horas semanales.

02 El salario será sobre los días EFECTIVAMENTE trabajados (pérdida del domingo y festivos).

03 Los patronos podrán contratar por horas (marchita y acaba el contrato a término indefinido).

04 Derogación o abolición de los intereses a las cesantías

05 No habrá salario mínimo nacional. En las regiones deprimidas pagarían el 75%.

06 Los menores de 25 años ganarán el 75% del salario mínimo legal.

07 Jubilación, entre 2024 y 2029, para hombres a los 65 años y mujeres 62. A partir del 2030, para hombres la edad será de 67 años y las mujeres de 65.

08 Entre 2024 y 2029 las semanas cotizadas serán 1.600. 2030 en adelante, 1.820 semanas de aportes.

09 Es eliminado el aporte patronal del 4% a las Cajas de Compensación (acaba el subsidio familiar).

10 Los aportes a Seguridad Social del trabajador pasan del 8% al 12%, hasta el 2029. En adelante: 16%.

11 Las incapacidades por enfermedad serán revisadas. Hacia el futuro tendrán mucho control.

12 Las incapacidades por accidentes de trabajo, después de 3 días, hasta 180, pasan del 100% al 85% del salario. Desde 181 días, la remuneración será del 75% del salario del trabajador.

13 Las incapacidades por enfermedad común o accidentes no laborales, serán pagadas con las dos terceras partes (2/3), hasta por 8 días. En adelante será el 55% del salario.

14 Acabarían con pensión vitalicia, doble pensión. BEPS (Beneficios Económicos Períodicos) en vez de pensión. Fin del RPM (Régimen Prima Media)

15 El régimen de transición de las contra-reformas, dicen que puede producir infarto.

Dicen los politólogos avezados que, el gobierno, presentará sus proyectos de contra-reforma laboral y pensional, inmediatamente pasen las elecciones del 27 de octubre, con la expectativa de que sean aprobados antes de finalizar 2019. No lo hacen, ahora, para que las masas trabajadoras (que serán afectadas), voten por los candidatos del gran capital a gobernaciones, alcaldías, asambleas y concejos.

Un viejo refrán popular dice que “Soldado avisado no muere en guerra y, si muere, es por porfiado”. De manera que las masas trabajadoras actuales y potenciales, estamos preavisados y avisados de la terrible masacre económica, laboral y social preparada por el CGN, Gobierno y Congreso nacional. La opción es la movilización, la protesta y votar el 27 de octubre por los candidatos verdaderamente alternativos.

FUERZA OBRERA DE UNIDAD SINDICAL – FSM
16 octubre de 2019

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s